Saltar al contenido
Inicio » Qué pasa si una persona tiene relaciones sexuales con un perro

Qué pasa si una persona tiene relaciones sexuales con un perro

Contestación. Sí, al tener contacto con los fluidos de un animal infectado, puedes contraer bacterias, virus, parásitos y hongos; esto se conoce como zoonosis y es una patología que los animales tienen la posibilidad de trasmitir a los humanos.

Si un perro es buscado por bastantes machos, puede enfermarse. Fotografía: Pixabay

Quizás mucho más de uno pensó al notar a su perro sobre el otro, que eran gays o bisexuales. Solamente lejos de la verdad, si bien la homosexualidad existe en varias especies del reino animal, como los monos o el bisonte americano, no sucede de esta manera con los perros.

Causas por las que un perro exhibe un accionar de monta

¿En algún momento has planeado que quizás lo que le pasa a tu perro tiene mucho más que ver con un problema médico que con un accionar sexual? Bueno, esa pertence a las probables explicaciones. Si tu perro de pronto comienza a enseñar este accionar que jamás antes había exhibido y tampoco hallas relación con el resto de opciones que te muestro en el presente artículo, llévalo a revisión al veterinario. Tiene la posibilidad de tener alguno de las próximas dolencias médicas:

  • Escenarios perturbados de estrógeno o testosterona
  • Tumores de células de Sortoli o de células de la granulosa
  • fragancia: del saco anal, orina del tracto urinario, infección de orina o infección vaginal, alergias en la piel o priapismo. Vas a ver que pasan un buen tiempo lamiéndose o acicalándose entre ellos.

Medidas a efectuar por los tutores

  • Detectar la motivación de la conducta, con el apoyo de un experto en medicina del accionar, para entablar pautas de régimen según el origen del inconveniente.
  • No prestar atención a la conducta para eludir el refuerzo involuntario de exactamente la misma.
  • Se desaconseja completamente la utilización del castigo verbal o físico (primordialmente este último), en tanto que, aparte de no arreglar el inconveniente y amenazar el confort animal, puede empeorar el inconveniente. Singularmente en el momento en que no se tiene presente la motivación de la conducta.
  • Sugerir enriquecimiento ambiental de calidad: Sugerir ocasiones de ejercicio y juegos de estimulación mental que satisfagan las pretensiones del perro. Esto puede contribuir a reducir la frustración y redirigir el exceso de energía a los objetivos apropiados.
  • Emplea ejercicios básicos de obediencia que el perro ahora conozca (o enséñale si aún no los ha aprendido) y que son incompatibles con la conducta de montar: por servirnos de un ejemplo: soliciar que se siente/se siente o se quede inmovil.
  • Premia y después proporciona una opción alternativa correcta a la que regentar tu actividad.

Si bien la castración es un régimen de decisión para el accionar de monta, debemos rememorar que si la motivación para esto no es sexual, la castración no resolverá el inconveniente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *