Saltar al contenido
Inicio » Cuál es la potencia reactiva

Cuál es la potencia reactiva

La capacidad reactiva es la capacidad requerida por las corrientes que son primordiales para entablar los campos imantados de las bobinas o los campos electrostáticos en los condensadores para su preciso desempeño.

La mayor parte de las cargas industriales absorben capacidad activa y, por norma general, capacidad reactiva inductiva. La capacidad reactiva es capacidad puramente fluctuante que es absorbida durante un momento por los receptores a lo largo de una parte del período y devuelta a la red en todo el período, con lo que no supone consumo neto. Esto supone, no obstante, un consumo plus de corriente (corriente reactiva) y por consiguiente una corriente total mayor a la rigurosamente que se requiere para conseguir trabajo útil, generando pérdidas superfluas en la instalación y forzando a un mayor dimensionamiento de generadores y líneas eléctricas.

Compensación de capacidad reactiva

¿Qué es la energía aparente?

La energía aparente es la energía total usada por un circuito eléctrico, esto es, la suma de la energía activa y reactiva. Esta energía se mide en KVA. En el momento en que charlamos de qué es la capacidad reactiva y activa, debemos tener en consideración que las dos se mezclan para calcular la utilización total de energía eléctrica. El resultado de la suma es por consiguiente la energía aparente.

No se crea energía reactiva y no se excita, pero es primordial para bastantes electrodomésticos. Por contra, la energía activa hace marchar los electrodomésticos, crea calor, etcétera. Esta es la primordial diferencia entre la energía activa y reactiva.

Comencemos por actualizar los conceptos teóricos relacionados con la energía:

En el triángulo de potencias hay capacidad activa, capacidad reactiva y capacidad aparente. La capacidad activa, (P), es la capacidad con la capacidad de efectuar un trabajo útil, o sea, una aceptable capacidad. El reactivo (Q) no efectúa trabajo útil, pero sí crea campos eléctricos y imantados que tienen la posibilidad de ser perjudiciales. La capacidad aparente (S) es la capacidad total, final de la suma vectorial de las potencias activa y reactiva, la diferencia en medio de estos vectores crea un ángulo llamado phi. El coseno de este ángulo se llama aspecto de capacidad y por norma general se calcula como la relación entre la capacidad activa y la capacidad aparente.

Este valor deja cuantificar el consumo de capacidad activa con relación a la capacidad aparente. y puede tomar valores que van de -1 a 1. Cuanto mucho más cerca esté el aspecto de capacidad a 1, mejor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *